Novedades

Congreso de Diálogo Interreligioso… Ecos de lo vivido y palabras de la Hna. Mariana Zossi

Del 13 al 15 de Agosto, bajo el lema: “BUSCANDO JUNTOS LA PAZ COMO EXPRESIÓN ARMÓNICA DE LA PLURALIDAD RELIGIOSA”, se desarrolló el Congreso Nacional de Diálogo Interreligioso en Tucumán donde se profundizaron tres claves: descubrir la presencia del Señor en medio de la historia; hacer memoria para la reconciliación y, agradecer juntos esta memoria como un […]

Del 13 al 15 de Agosto, bajo el lema: “BUSCANDO JUNTOS LA PAZ COMO EXPRESIÓN ARMÓNICA DE LA PLURALIDAD RELIGIOSA”, se desarrolló el Congreso Nacional de Diálogo Interreligioso en Tucumán donde se profundizaron tres claves: descubrir la presencia del Señor en medio de la historia; hacer memoria para la reconciliación y, agradecer juntos esta memoria como un bien común para nuestra sociedad.Entre los objetivos propuestos se resaltó:
– Compartir las prácticas de diálogo interreligioso para el enriquecimiento mutuo.
– Conocer y valorar la religión del otro, tanto como la propia, como expresión suprema de la libertad religiosa.
– Rescatar los valores de las Religiones en el espíritu de la Constitución Nacional.
– Articular una red de comunicación e intercambio entre los espacios interreligiosos a nivel nacional.

La Hna. Mariana Zossi, quien estuvo entre los integrantes del comité organizador, tuvo la oportunidad de dar cierre al Congreso y lo hizo con las palabras que les compartimos a  continuación:

El lema que nos movió a abrir este espacio de diálogo interreligioso a nivel nacional, FEDERAL, como nos decía Omar Abboud, fue «BUSCANDO JUNTOS LA PAZ COMO EXPRESIÓN ARMÓNICA DE LA PLURALIDAD RELIGIOSA».
Este lema nos ayudó a profundizar tres claves que fueron las animadoras de estos días:
• Intentamos descubrir juntos la presencia del Señor en medio de la historia. Para esto tuvimos que hacer historia, y en esto nos ayudaron mucho el Obispo Frank Nully de Brown y Mons. José Demetrio Jiménez.
• Hicimos memoria para la reconciliación y de cara a construir un presente, en el aquí y ahora, de PAZ, como nos decía Mons. Siluan Muci.
• Agradecimos juntos esta memoria como un bien común para nuestra sociedad, como nos hacía referencia el Rabino Abraham Skorka.
No olvidamos las prácticas de diálogo interreligioso que significaron un enriquecimiento mutuo, gracias a los talleres en los cuales la Sra. Gloria de Padilla, la Lic. Gabriela Carral, la Dra. Elena López Ruz y Fray Domingo Cosenza nos animaron a compartir.
Por último hemos articulado una red de comunicación e intercambio entre los espacios interreligiosos a nivel nacional, deseando continuar construyendo este espacio en otros escenarios. Pensamos como posibilidad la provincia de
El 9 de julio de 1816, los representantes de las Provincias Unidad en Sud América se reunieron en esta ciudad y declararon la independencia nacional. Estamos agradecidos por nuestro país y por las personas que lo forjaron, recordando la presencia no sólo en estos 200 años, sino desde los inicios de la emancipación, de valores religiosos que impregnaron la vida pública de nuestro pueblo, tales como la fe, la amistad, el amor por la vida, la búsqueda del respeto a la dignidad de la persona, el espíritu de trabajo y libertad, la solidaridad, el aprecio por la familia, el amor a la tierra, y esa incansable búsqueda solidaria para encontrar juntos caminos nuevos. Este es el espíritu, hoy desde las provincias de San Juan, Mendoza, Entre Ríos, Chaco, Catamarca, Santa Fe, Buenos Aires, Jujuy, La Rioja, Salta, Santiago del Estero y Tucumán deseamos celebrar.
Este es un momento propicio para alentar un verdadero proceso de memoria reconciliadora y de acción de gracias comprometida con el bien común. Comparando con el primer centenario, 1910-1916, en que la casi totalidad de la población era católica, en este segundo, 2010-2016, se nos presenta un amplio pluralismo religioso de la sociedad. Esta realidad es fruto de la convocatoria del Preámbulo a todos los hombres del mundo que quieran habitar el suelo argentino, y de la libertad religiosa, reconocida en el art. 14 de la Constitución.
La acción de gracias que deseamos compartir implica una confesión de fe y un reconocimiento de lo que Dios ha realizado en nuestra historia como nación, una confesión de esperanza activa en su presencia que compromete nuestra participación como protagonistas de la construcción del bien común de Argentina, y una confesión de caridad y amor muto en el respeto de la diversidad en el DIÁLOGO COTIDIANO QUE GENERA LA PAZ.
Queremos agradecer al ENTE para el BICENTENARIO, porque hizo posible la concreción de este Congreso, como asi también a las autoridades de la Casa Histórica, en la persona de la Sra. Vilma, que abrieron la casa tan amablemente para este acto.
Y desde la Comunidad Judía, la Comunidad Islámica, la Comunidad Católica Maronita, la Comunidad Católica Ortodoxa de Antioquía, la Comunidad Bahaí, la Comunidad Mormona, la Asociación Escuela Científica Basilio, la Comunidad Bautista, la Comunidad Metodista, la Comunidad Pentecostal, la Comunidad Luterana y la Comunidad Católica Apostólica Romana, queremos darnos las muchas gracias por haber construido juntos este espacio tan representativo por la PAZ.

Ver imágenes:
Flickr | Galería de imágenes | Instancias previas al Congreso
Flickr | Galería de imágenes | Congreso Nacional de Diálogo Interreligioso

Video:
Compilado imágenes